Metodo de Creación del Slogan

El slogan es una parte vital dentro de la identidad de un producto o servicio. Es una frase corta o sencilla que se vuelve parte importante a la hora de convencer y de diferenciarse entre las otras marcas. Ayuda a las ventas por medio del convencimiento y la satisfacción de sus clientes, potenciales o no. 

Ya hemos oído de lemas clásicos como “me encanta” o “just do it”: ciertamente nos hacen identificar la compañía, o bien el producto que ésa nos da. Sin embargo, pese a su simpleza, son frases muy complicadas para lograr cumplir sus objetivos: Darse a conocer y vender. 

El lema o slogan tiene sus orígenes en la Inglaterra de 1914, donde un general pronunciaba constantemente en sus discursos dirigidos a jóvenes “tu país te necesita”. Fue tal su efectividad, que la imprimieron con su respectiva imagen para un periódico de aquella época. Curiosamente, es su copia con el Tío Sam cual es más conocida, siendo ésta de 1916. 

Un slogan requiere de varios puntos para ser efectivo en su totalidad. Éstos deben dar la animosidad y lo pegajoso de la corta frase. A continuación los enlisto: 

  • Sencillo, claro, conciso 
  • Debe explicar de forma corta al producto o empresa que lo venda. 
  • Debe diferenciar su marca de otras, para dar así la identidad de la empresa. 
  • Debe promover y convencer al público de que lo quieren. 
  • Debe destacar las diferencias y beneficios de lo que se promociona. 
  • Debe ser difícil de olvidar y pegajoso. 
  • Debe ser ingenioso y atractivo. 

La construcción de un slogan puede no ser algo sencillo, sin embargo es necesario que cumpla la mayoría de los requisitos de la misma que poder ser efectiva a la hora de la diferenciación y la venta del producto o idea. 

Se dice, y es muy cierto, que los mejores y más efectivos slogans provienen de escritores y gente dentro de ese rubro, puesto que son conocedores del área de impactar con letras y frases. 

Un caso muy poco típico de construcción de slogan es el “doble slogan”, cual es tal como se declara en su nombre. No necesariamente son letras, pero tiende a ser una imagen y un texto. Son poco frecuentes debido a su complejidad, pero son más efectivos a la hora de convencer al público. 

El construir un slogan es algo que requiere paciencia y conocimiento del idioma a dirigirse. Sin embargo, su efectividad es inmensa si se tiene a alguien experto en esas áreas. No siempre deben ser ingeniosos, pero lo mejor es tratar de cumplir tales requisitos.

0 Comentarios:

Muchas gracias por tu comentario!